Inicio
facebook twitter google+ linkedin YouTube
Telf. +376 723 777
ES FR CAT

Servicio de asistencia rápida, Taller oficial autorizado, Tienda

Menú

Cuándo tengo que cambiar mis neumáticos

700P/neumáticos Andorra

Si estamos pendientes de nuestros neumáticos y los revisamos con regularidad, nos durarán mucho más. Esto que parece una obviedad, la mayoría de las veces se nos pasa por alto. De hecho, sería suficiente echarles un vistazo cada mes, para comprobar la profundidad del dibujo y el estado de la banda de rodadura. Estas revisiones mensuales también deben incluir la presión y la detección de síntomas de desgaste. Pero, controles a banda, hay situaciones que nos obligan a cambiar los neumáticos para garantizar nuestra seguridad y la del vehículo. Si te preocupas por tu neumáticos en Andorra, lee con atención este artículo.

 

Razones que me obligan a cambiar los neumáticos.

 

La primera y principal, evidentemente, es un pinchazo. Incluso los neumáticos de gama alta los sufren. Lo lógico es cambiarlo, pero hay que comprobar que el pinchazo no haya producido daños irreparables. Si pinchas tus neumáticos en Andorra mientras circulas, debes seguir un protocolo concreto para garantizar la integridad de todos los ocupantes de vehículo. Primero debes abandonar la calzada y ubicarte en una zona de poco tránsito y lo más segura posible. Pon el freno, apaga el motor y enciende las luces de emergencia. Ponte el chaleco reflectante, coloca el triángulo de señalización en la posición correcta y ponte manos a la obra.

 

También debemos cambiarlos cuando superan el límite de desgaste, que es de 1'6 milímetros. Si superas esta medida, podrías ser sancionado Y, en cualquier caso, extrema las precauciones porque circular con los neumáticos desgastados es como si fuéramos por una carretera mojada. A veces, también hay signos evidentes de envejecimiento, que afectan directamente al agarre. Cuando tengan más de un lustro, conviene revisarlos cada año para comprobar su estado. Por otro lado, los neumáticos pueden sufrir daños importantes al subir el coche a un bordillo, en los baches pronunciados o cuando colisionan contra un objeto en punta. Si tiene una deformación evidente, cortes o agujeros, por pequeños que seas, acude a un profesional para que lo revise tus neumáticos en Andorra. Él te dirá si puede ser reparado o hay que cambiarlo.

 

Seguimos con las causas que pueden obligarnos a cambiar los neumáticos. Muchas veces, pueden sufrir un desgaste extraño en una parte concreta. Esto puede ser indicio de un problema mecánico que afecte a la alineación del vehículo, a su equilibrado o al sistema de suspensión. Esto se evita sometiendo al coche a las revisiones periódicas pertinentes, además de cambiar la posición de los neumáticos, etc. Un mantenimiento bueno o malo de nuestro vehículo influye directamente en el estado de los neumáticos.

 

 

La ley regula al detalle cómo debe ser el estado de los neumáticos.

 

Puede que no lo sepas, pero existe un Reglamento General de Vehículos que dispone de un anexo sobre neumáticos. Ahí se recoge la normativa vigente sobre todo lo que afecta a las ruedas y es en función de este reglamento, que nos pueden multar si no cumplimos las normas establecidas.

 

El anexo habla, por ejemplo, de las dimensiones y características de los neumáticos que, por cierto, deben ser las que establece el fabricante del vehículo. También es aquí donde se recoge lo que comentábamos antes en este mismo artículo: la profundidad del dibujo debe ser, como mínimo de 1'6 milímetros. Aquí se define también lo que es la banda de rodamiento, que es donde debe cumplirse esta norma. Según esta norma, los neumáticos homologados deben tener unos indicadores de desgaste para señalar el mismo en las ranuras principales.

 

Por otro lado, el Reglamento General de Vehículos establece que los neumáticos deben mantener siempre las inscripciones reglamentarias y no deben presentar deformaciones anormales, roturas o protuberancias. Tampoco está permitido que dejen al descubierto roturas, grietas, cables ni elementos parecidos. Es el apartado que hace referencia a su conservación general.

 

Pero, la norma también se refiere a los neumáticos especiales. Por ejemplo, si presentan clavos como los que suelen usarse en pavimentos con hielo, estos deben presentar cantos redondeados y nos sobresalir más de 2 milímetros. Los que se usan para circular en la nieve, por su parte, deben ir rotulados con las siglas M+S/MS/M&S. Por otro lado, su capacidad de velocidad debe ser igual o superior a la del vehículo. Y, en cuanto a la presión del inflado, se debe revisar cada cierto tiempo con un manómetro homologado y verificado. Sigue nuestras indicaciones y garantizarás la seguridad de tus neumáticos en Andorra.



Distribuidor Oficial

Michelin Bandiser Mann Filter